Marzo es sin duda uno de los meses más señalado en nuestro calendario.

Se celebra la festividad de San José, el día del Padre, da comienzo la primavera y tiene lugar una de las fiestas más importantes a nivel internacional: las Fallas.

Con el pistoletazo de salida el último domingo de febrero, durante unas 3 semanas, en las calles de Valencia se vive un ambiente pre-festivo antesala de lo que acontecerá entre el 12 y el 19 de marzo.

Declaradas de Interés Turístico Internacional las Fallas son además conocidas como fiestas josefinas porque se celebran en honor a San José.

Varias son las versiones que existen sobre su origen. Unos cuentan que surgieron a partir de las hogueras que se encendía la víspera del 19 de marzo para anunciar la festividad del santo. Otros, que fue el gremio de los carpinteros los que, ese mismo día, encendían las hogueras para homenajear a su patrón y dar paso a una nueva estación….

Sea cual sea la historia verdadera, lo que si es cierto es que todo gira en torno al fuego.

Ruido, pólvora y colorido son su seña de identidad.

La Semana Fallera se desarrolla por toda la ciudad. El ambiente de diversión se respira por cada rincón de la capital valenciana que, además, se convierte en una especie de museo al aire libre donde se exhiben los monumentos falleros, con sus protagonistas los Ninots.

El ninot fallero, tiene su origen en la pareja de ‘el vell i la vella’ de Picassent, unos muñecos algo rudos que es costumbre colgar en los balcones de las casas a modo de crítica social y política.

Los Ninots son unas figuras de carácter burlesco hechas de un material altamente inflamable para que puedan arder con facilidad en La Cremá la última noche de las Fallas.

Durante esos días, hay una extensa programación de actos y festejos a los que millones de visitantes asisten. Conciertos, espectáculos musicales, desfile de las comisiones falleras… No tendrás tiempo de aburrirte!!

Además si eres amante de la gastronomía y te gusta probar los platos de los sitos a los que viajas, en Fallas esto es lo más típico:

  • Paella: estando en Valencia, tierra de arrozales, es sin duda su plato estrella. Preparada de la manera que más te guste seguro que comerás más de una. Verás a gente cocinándola a cualquier hora del día.
  • Mariscos y pescados: tampoco pueden faltar. Los productos del mar frescos y de excelente calidad. Clóchinas, puntillas y el famoso All i pebre hecho elaborado con anguila.
  • Buñuelos de calabaza: el postre por excelencia de las Fallas. Son parecidos a los churros y los venden en cualquier bar o puesto callejero. Con un chocolate a la taza creerás tocar el cielo!
  • Fartons: aunque los puedes comer en cualquier época, si eres golos@ te encantarán. Eso sí, no puede faltar la horchata de chufas para acompañar.
Traje Fallera Decoración en las calles Paella La Cremá Ninots Horchata con fartons
Traje Fallera

Además, si quieres saber lo que no puedes perderte en Fallas te lo contamos aquí.

¿Ya tienes claro cómo ser un auténtico fallero? Viaja con Avanza a Valencia  al mejor precio y vívelas!